Asociación Campesina del Catatumbo
:: Norte de Santander, Colombia ::
Mapa del sitio
Suscríbete a servicioprensarural

Catatumbo resiste (Tercera Entrega)
Oficina de prensa de Marcha Patriótica / Martes 18 de junio de 2013
 

Un poco de historia

El Catatumbo es una subregión compuesta por siete municipios (Convención, Teorama, El Tarra, San Calixto, El Carmen, Tibú y Hacarí) del Norte de Santander.

La militarización de sus territorios, la fuerte violación de derechos humanos por parte de fuerzas estatales y paraestatales, una red de vías y servicios básicos inexistentes al amparo de la fumigación permanente de cultivos de uso ilícito hacen de esta vasta zona, ubicada sobre la cordillera, una región golpeada por el flagelo del desplazamiento forzado.

El desplazamiento de 300 personas habitantes de la zona rural del municipio de Teorama el 18 de octubre de 2005 cerca el miedo y lo vence. Se da inicio a la Asociación Campesina del Catatumbo (ASCAMCAT) Organización constituida y liderada por campesinos de los siete municipios de El Catatumbo que “Encarna la continuación de la lucha por el derecho a la tierra y por la permanencia en el territorio”

Sin embargo los asesinatos, desapariciones y señalamientos antes de parar se ensañan con más fuerza hacia la población.

El “miedo y la zozobra ante tantas muertes, violaciones de DDHH, bombardeos indiscriminados, capturas masivas, fumigaciones de cultivos y ejército por todo lado” hacen que el 29 de abril de 2009 en la vereda Caño Tomas del corregimiento Fronteras del municipio de Teorama se conforme el Refugio Humanitario Comunitario y Temporal del Catatumbo con el lema “por la vida, la dignidad, la tenencia de la tierra y la permanencia en el territorio”

Este refugio fue el resultado de un proceso de supervivencia y organización de por lo menos un año y medio que permitió un momento de respiro a las comunidades desplazadas y logró la conformación de la Mesa de Interlocución y Acuerdo (MIA) como un espacio creado y promovido por los campesinos para encontrarse con las autoridades locales, regionales y nacionales.

Esta mesa, la misma que hoy los campesinos convocan en su pliego de peticiones –VER- PONER LINK, se conformó el 2 y 3 de agosto de 2009 en el refugio humanitario que había sido conformado en abril del mismo año. En ella se propuso el desarrollo de audiencias populares en los municipios de Convención, Teorama, El Tarra, San Calixto, El Carmen, Tibú y Hacarí donde se tocaran los temas centrales de las problemáticas de El Catatumbo: Defensa y permanencia en el territorio, respeto a las comunidades indígenas, la no fumigación de los cultivos de uso ilícito y la erradicación de los factores socioeconómicos que dieron origen a la siembra de la hoja de coca, la defensa de los recursos naturales y el cuidado del medio ambiente.

Estas audiencias se convirtieron en las impulsoras de la Zona de Reserva Campesina de la Región del Catatumbo como la propuesta central que tienen los campesinos de la región para hacer un uso razonable, muy diferente al que hacen las multinacionales y las petroleras, de los recursos y riquezas de esta tierra y como la superación de una vez por todas de la crisis humanitaria y de derechos humanos que padecen. El desarrollo de la producción agrícola se encuentra estancado y restringido. El Suelo de El Catatumbo es rico y apto para el cultivo de diferentes productos agrícolas, presenta aptitudes para servir de bosque protector y explotación forestal, sin embargo hasta el día de hoy la tierra sólo es usada mediante el robo para la implantación de monocultivos como la palma aceitera y la presencia directa de transnacionales para la ejecución de megaproyectos.

Son tierras que pueden producir café, plátano, árboles frutales, caña panelera, cacao, maíz, frijol, yuca, cebolla, etc. pero que, ante la ausencia de subsidios, vías actas para el transporte, vivienda y acceso a servicios básicos, solo producen coca.

La decisión de dejar los cultivos ilícitos depende de de los costos de oportunidad a los que se enfrenta el campesino.

Zona de Reserva Campesina

La Ley 160 de 1994 reglamenta las Zonas de Reserva Campesina en Colombia. Bajo los argumentos de: Fomentar y estabilizar la economía campesina, superar las causas de los conflictos sociales que las afectan, y en general, crear las condiciones para el logro de la paz y la justicia social en las aéreas respectivas crea las bases jurídicas que hoy se convierten en las armas de campesinos y campesinas en varias zonas del país. La propuesta de Zona de Reserva Campesina de El Catatumbo comprende 326 veredas de los municipios de Convención, Teorama, El Tarra, San Calixto, El Carmen, Tibú y Hacarí y suma 365.865 hectáreas que limitan al Nororiente con el Estado de Zulia de la República Bolivariana de Venezuela, por el Sur con Boyacá y Santander y por el Occidente con Santander y Cesar.