Asociación Campesina del Catatumbo
:: Norte de Santander, Colombia ::
Loading
Mapa del sitio
Suscríbete a servicioprensarural

La Izquierda Unida Europea le exige a Ashton rechazo a la represión a las protestas del Catatumbo
"La respuesta criminal por parte del Gobierno colombiano, con ataques de la policía y el ejército colombiano a los protestantes con armas de fuego, es totalmente inaceptable y desproporcionada, suponiendo un ataque contra los principios democráticos más básicos y una grave violación de los derechos humanos"
News GUE/NGL / Martes 2 de julio de 2013
 

Bruselas, 28 de junio de 2013. El eurodiputado de IU, Willy Meyer, se dirigió hoy a la Alta Representante de la UE para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad, Catherine Ashton, exigiéndole "un rechazo contundente a la violenta represión ejercida por el Gobierno colombiano ante las legítimas protestas y exigencias campesinas en Catatumbo".

La represión criminal ejercida por parte de la policía y los militares colombianos se ha saldado con la muerte de 4 campesinos -Edwin Franco, Dionel Jacome, Diomar Angarita y Hermidez Palacios- y decenas de heridos graves.

"El gobierno colombiano está intentando acallar, con una política criminal basada en la violencia y la represión policial y militar, las protestas campesinas que exigen la mejora de la grave situación en la que viven la inmensa mayoría de los campesinos y campesinas colombianas", señaló el eurodiputado.

Las protestas se iniciaron el pasado 12 de junio en el Norte de Santander (Colombia) para exigir unas condiciones de vida dignas, para lo que los campesinos y campesinas exigen al Gobierno colombiano el cumplimiento de una serie de compromisos - la constitución de una Zona de Reserva Campesina que incluya la erradicación gradual de cultivos ilícitos y la puesta en marcha de proyectos productivos alternativos de iniciativa propia del campesinado- que permitan la superación de la crisis humanitaria en la que se encuentran sus comunidades.

"La respuesta criminal por parte del Gobierno colombiano, con ataques de la policía y el ejército colombiano a los protestantes con armas de fuego, es totalmente inaceptable y desproporcionada, suponiendo un ataque contra los principios democráticos más básicos y una grave violación de los derechos humanos", declaró el eurodiputado.

Por otro parte, Meyer trasladó también su preocupación por la aprobación definitiva del conocido como ’fuero militar’ y alertó a Ashton que esa reforma "duramente criticada por numerosos organismos de defensa de los derechos humanos y por la propia ONU, supone un obstáculo a la necesidad de acabar con la impunidad con la cometen crímenes y violan los derechos humanos las fuerzas armadas colombianas".

En ese contexto de impunidad, el eurodiputado señaló la necesidad de que la Delegación de la UE en Bogotá monitoree cada ataque a los derechos humanos que se está cometiendo y estudie detenidamente la posibilidad de congelar el proceso de ratificación e implementación del Acuerdo Comercial UE-Colombia/Perú.