Sindicato de Trabajadores Agrarios del Sumapaz
:: Distrito Capital, Colombia ::

Loading
Mapa del sitio
Suscríbete a servicioprensarural

Condenados ocho militares por asesinato de campesinos en el Sumapaz
Agencia Prensa Rural / Lunes 31 de marzo de 2008
 

Por su trascendencia, reproducimos esta noticia publicada por Radio Santa Fe.

A penas que oscilan entre 35 y 40 años de cárcel fueron condenados un oficial, un suboficial y seis soldados del ejército por el asesinato de tres campesinos en un “falso positivo”.

Según el dictamen del juzgado penal del Circuito de Acacías, en el departamento del Meta, el teniente Camilo Javier Romero Abril deberá pagar una condena de 40 años y ocho meses, como responsable del homicidio agravado de los tres campesinos, registrado en la región de Sumapaz, en jurisdicción de Bogotá y Cundinamarca.

Por el mismo mismo crimen, el despacho judicial sentenció a 35 años y tres meses de prisión, al cabo segundo Elkin Darío Parra Sierra, y a los soldados profesionales Juan Basto Flórez, Jairo Alonso Basto, Gabriel Santana Robayo, Jhon Alexander Londoño, Julio César Ayala Murallas y Guillermo Cifuentes Ortiz.

Los hechos ocurrieron el 18 de marzo de 2006 en la vereda Capitolio, jurisdicción de Sumapaz, donde el pelotón Marte 4, del Batallón Contraguerrilla 13, comandado por el entonces teniente Romero Abril dio muerte en un supuesto enfrentamiento con las FARC a tres personas.

Las víctimas fueron identificadas como Javier y Wilder Cubillos Torres y Heriberto Delgado Morales, oriundos de la región que en el momento de su muerte estaban inspeccionando el ganado de una tía de los dos primeros.

Durante el proceso investigativo, el fiscal de la Unidad de Derechos Humanos recopiló pruebas documentales, testimoniales y periciales que demostraron que los muertos no eran guerrilleros, que tampoco hubo combate alguno y que los campesinos fueron asesinados en total estado de indefensión.

Se constató igualmente que las víctimas no presentaban residuos de armas de fuego y que en sus rostros había heridas producidas con armas contundentes.

Los condenados están privados de la libertad en la base militar de Tolemaida en Melgar (Tolima).