Asociación Campesina del Catatumbo
:: Norte de Santander, Colombia ::
Loading
Mapa del sitio
Suscríbete a servicioprensarural

El MOVICE se solidariza con el refugio humanitario en el Catatumbo
 

Del movimiento hacemos parte mujeres y hombres, comunidades de diverso origen étnico, cultural y generacional, organizaciones sociales, sindicales y políticas que hemos vivido el impacto de la violencia generada por el estado colombiano, a través de violaciones masivas y sistemáticas de nuestros derechos individuales y colectivos, políticos, económicos, sociales, culturales.

Temas relacionados

Ante la grave crisis humanitaria y de derechos humanos que actualmente afronta la región del Catatumbo debido a los permanentes bombardeos y ametrallamientos indiscriminados que desde hace aproximadamente tres meses se vienen dando en la zona, producto del incremento de acciones militares por parte del Ejército Nacional contra de los grupos armados ilegales, ELN, EPL Y FARC, sembrando temor y zozobra entre la población civil y generando el desplazamiento forzado de las comunidades campesinas en los Municipios de Hacarí, San Calixto y El Tarra; el MOVICE Capítulo Norte de Santander expresa su solidaridad y hace un llamado al gobierno nacional para que cesen inmediatamente los hostigamientos contra el campesinado y se proteja su vida e integridad, garantizándoles los derechos constitucionales consignados en la Carta Magna.

Durante más de medio siglo, las comunidades campesinas de la región del Catatumbo han debido soportar de manera sistemática la barbarie de la guerra en su territorio, sufriendo incluso la pérdida sus seres queridos que siendo inocentes han sido víctimas de crímenes atroces que aún permanecen en la impunidad y a la espera de verdad, justicia y reparación. Hoy, una vez más, se han visto obligados a conformar un campamento de refugio humanitario a fin de salvaguardar sus vidas, garantizar su permanencia en el territorio y evitar convertirse un una estadística más de pobreza y desplazamiento en el país.   Haciéndole honor a los planes del actual gobierno, de alcanzar una paz estable y duradera para el pueblo colombiano, es menester y de suma urgencia que el Presidente Juan Manuel Santos Calderón, siendo consecuente con su discurso, asuma una posición más acorde a esas promesas de paz y así, la que fue su bandera electoral pase de ser sólo una estrategia de campaña y se convierta en una realidad palpable para quienes históricamente han sufrido los horrores del conflicto interno en Colombia.  

No es posible alcanzar la paz mientras la mayoría del pueblo colombiano se debate entre la injusticia, el abandono estatal y la guerra. No se puede tener un país en paz mientras las balas cobran la vida de miles de inocentes y la tierras es saqueada, destruida y cubierta de sangre, dolor y muerte por la codicia uno pocos.  Es necesario que el gobierno nacional empiece a trabajar por la justicia social, evidenciando acciones reales de paz y no de guerra.

Presidente Santos: los campesinos del Catatumbo depositaron su confianza en usted y le dieron su respaldo en las urnas con la esperanza de poder tener una vida digna y en paz en su territorio, es hora de retribuirles su apoyo. Es el momento de cumplir con sus promesas campaña, pero también es el momento de otorgarles el derecho a la tierra y al sueño de un nuevo país bajo la premisa de que la tierra es para quien la trabaja. La Zona de Reserva Campesina del Catatumbo no es el capricho de una organización sino el mandato y el sueño de un pueblo pacifista, honesto y trabajador y una propuesta ajustada a la Ley.

Por ello, como defensores de derechos humanos y constructores de paz, reiteramos nuestro apoyo al campesinado norte santandereano y a la Asociación Campesina del Catatumbo, que durante 10 años y en medio de la violencia, ha trabajado incansablemente por el bienestar de la región y por la dignidad del pueblo catatumbero.

También le hacemos un llamado a la comunidad nacional e internacional y a las organizaciones sociales y defensoras de derechos humanos para que se solidaricen con la comunidad del Catatumbo y sumen esfuerzos en la búsqueda de una solución inmediata, que redunde en brindarle paz y tranquilidad a esta abatida región del país y sus habitantes.

Así mismo, les convocamos a acompañar la Comisión Humanitaria hacia la vereda La Estación, en el Corregimiento de Mesitas, del municipio de Hacarí, a realizarse del 17 al 19 de julio del presente año y contribuir de esta forma en la defensa y protección de los derechos de los campesinos y campesinas del Catatumbo.

Dado en San José de Cúcuta, el 7 de julio de 2.014

Movimiento Nacional de Víctimas, Capítulo Norte de Santander.