Agencia Prensa Rural
Loading
Mapa del sitio
Suscríbete a servicioprensarural

Denuncia pública
Vivienda de dirigente de ANZORC fue asaltada para sustraer información de Zonas de Reserva Campesina
 

La Asociación Nacional de Zonas de Reserva Campesina como proceso nacional de impulso y coordinación de los procesos de Zonas de Reserva Campesina en Colombia, se permite denunciar hechos que se suman a la sistemática persecución, estigmatización y amenaza que se viene presentando desde hace varios días contra los y las dirigentes de la ANZORC en la ciudad de Bogotá y en contra de lideres y lideresas campesinas pertenecientes a los 54 procesos organizativos de la ANZORC en las diferentes regiones del país donde desarrollan su trabajo de base; tal como se evidenció en los señalamientos, persecución e intimidaciones lideradas por el abogado Jaime Restrepo en el pasado encuentro nacional de Zonas de Reserva Campesina en el municipio de Tibú.

El 20 de noviembre de 2014, siendo las 2:45 pm, la hija de la dirigente agraria Carmenza Gómez Ortega se encontraba sola en la residencia familiar ubicada en el Barrio Molinos 2 en el Sur de Bogotá, cuando recibió un llamada al teléfono fijo. En esta comunicación un desconocido le manifestó que era amigo de Carmenza y de su hijo mayor y le comentó que pasarían a la casa a recoger un dinero que necesitaba para ser entregado a una supuesta abogada que le ayudaría a resolver una situación.

Posteriormente, alrededor de las 3 de la tarde llegaron al apartamento ubicado en un cuarto piso, tres hombres de aproximadamente 30 años de edad, delgados, uno con barba, otro con bigote y otro sin bello facial. Con voces graves y un lenguaje soez golpearon la puerta de la vivienda. La niña abrió la puerta, inmediatamente los sujetos la agredieron y la tomaron del cabello sacándola del apartamento, amenazándola con matar a una perrita mascota de la casa. Ante la amenaza, la niña huyo del lugar asustada y se escondió en un jardín en el primer piso del edificio, donde permaneció hasta el momento en el que los individuos referidos abandonaron el apartamento.

Al llegar, Carmenza encontró la puerta cerrada y su hija en casa de una vecina. Al interior del apartamento se encontraron intactos los objetos de valor (televisor plasma, joyas, celulares, electrodomésticos y demás bienes inmuebles), lo cual conlleva a que no fue un robo de la vivienda dado que los sujetos solamente extrajeron $1.000.000, memorias USB y las SIM CARD de los teléfonos celulares (dejando en el apartamento los celulares respectivos intactos).

Igualmente, Carmenza notó que los hombres revolvieron especialmente los lugares donde tenía documentos e información referente a las asociaciones campesinas con las que trabaja la ANZORC.

La lectura que se puede inferir respecto a los hechos ocurridos, es que no se trató de un acto delictivo de carácter ordinario, sino que obedece a un ataque en contra de la integridad de la dirigente agraria y social Crmenza Gómez y su familia, debido a que los sujetos tenían otros móviles distintos a la aparente intención de atentar contra el patrimonio familiar, enfocando su accionar a la sustracción de información privada de las asociaciones para ser usada con fines desconocidos.

La dirigente agraria y social Carmenza Gómez es una reconocida líder social y campesina, perteneciente a la Asociación de Trabajadores Campesinos del Valle del Cauca - ASTRACAVA y delegada del Proceso de Unidad del Suroccidente Colombiano (PUPSOC) a la Coordinación del Dinamizador Nacional de la Asociación Nacional de Zonas de Reserva Campesina – ANZORC; que desde hace aproximadamente 28 años ha trabajado en procesos populares de reivindicación social en el suroccidente Colombiano, tiempo durante el cual ha sido objeto de constantes amenazas que la han obligado a desplazarse en tres oportunidades.

El primer desplazamiento forzado que Carmenza tuvo que enfrentar ocurrió el 19 de septiembre de 2002, que la obligó a salir del municipio de Leiva – Nariño, con una alerta temprana de la Defensoría, por amenazas por parte de integrantes del bloque paramilitar presente en la referida zona. Nuevamente a finales de 2007, nuevamente es desplazada hacia la ciudad de Buga – Valle del Cauca, a raíz de seguimiento y persecución de supuestos miembros de la policía nacional, quienes realizaron el empadronamiento de un establecimiento de comercio que tenía en la ciudad de Pasto.

Posteriormente, a raíz de seguimientos por parte de personas indeterminadas, y un atentado con arma de fuego al bus donde se desplazaba luego de una marcha en la marco de la movilización campesina en abril de 2013, asumiendo sus actividades como líder social y campesina, dentro del equipo coordinador de la Asociación Nacional de Zonas de Reserva Campesina ANZORC.