Agencia Prensa Rural
Mapa del sitio
Suscríbete a servicioprensarural

Emisoras sin licencia se unen a la movilización en Pasto
Por la democratización del espectro radioeléctrico y la legalización de las emisoras legítimas que cumplen una función social, el 12 de octubre también es una resistencia desde el lenguaje.
Red Copincamp / Jueves 12 de octubre de 2017
 

Los pueblos, comunidades y organizaciones sociales que ven en la comunicación un espacio no solo de información sino de consenso, democracia y fortalecimiento del tejido social, son territorios que van más allá de la organización comúnmente establecida y exploran formas de empoderamiento y autonomía desde un amplio sentido comunitario.

Desde hace más de 18 años, pobladores de los corregimientos del municipio de Pasto hemos generado espacios de comunicación e información a través de nuestras emisoras, las cuales han cumplido su función social al interior de las comunidades.

Los equipos básicos para el ejercicio de la libertad de expresión a través de nuestras emisoras han sido adquiridos por los esfuerzos propios de los comunicadores populares o por la colaboración y empeño de los habitantes de nuestros territorios. Son ellos a quienes nos debemos, son ellos quienes en nuestros espacios de radio han expresado su opinión, han generado procesos de concertación, debate, empoderamiento cultural y político. En definitiva: es la comunidad rural quien se beneficia de nuestro ejercicio, por lo tanto es la comunidad rural quien nos legitima.

La existencia de emisoras “sin licencia” pero legítimas como las nuestras -que valga la pena decir, seguramente son cientos a nivel nacional– no solo pone en evidencia la propiedad de los medios de comunicación en pocas manos, sino también el abandono del Gobierno colombiano en materia de democracia y libertad de expresión. No es gratuito que iniciativas como las nuestras salgan a flote desde el sector rural, pues la histórica exclusión del campesinado en Colombia no solo ha sido económica y política, también ha sido social, cultural y comunicacional.

Frente al cuestionamiento generado sobre nuestro trabajo en comunicación, suscitado por la existencia de emisoras sin licencia en el municipio de Pasto, quisiéramos decir que la discusión y el debate debe centrarse esencialmente en la efectividad que tiene todo colombiano en ejercer el derecho a comunicar e informar, en la necesidad de revisar la clase de comunicación que actualmente se brinda en el municipio, en la necesidad de reformar la actual legislación de radiodifusión, que no solo asfixia presupuestalmente a las emisoras comunitarias, sino también restringe de manera categórica iniciativas de comunicación legítimas en prejuicio de la Constitución colombiana.

Se debe pensar en la exigencia al Ministerio de las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones de la apertura de nuevas convocatorias bajo parámetros equitativos, que generen procesos de licitación claros para radios comunitarias y que no se limite a una actitud policiva de cerrar nuestras radios y a decomisar nuestros instrumentos de trabajo.

Reiteramos que nuestras emisoras han sido construidas con un claro sentido comunitario, que no perseguimos ningún interés de lucro, por lo tanto rechazamos la estigmatización y el señalamiento que han realizado algunos medios de comunicación, que no han ahorrado palabras para desacreditar nuestro trabajo comunitario y que intentan desvirtuar nuestros objetivos y nuestra tarea al interior de las comunidades a las que pertenecemos.

En este sentido, solicitamos de manera respetuosa a los medios de comunicación local que desarmen sus palabras, generen reflexión y pedagogía sobre la importancia de la comunicación y la información comunitaria en las actuales circunstancias que vive el país y en aras de la legitima defensa de nuestros derechos, nos abran los espacios para poder dar a conocer la otra cara de la moneda.

Ante el anunciado cierre de nuestras emisoras por parte de los organismos de control y en el marco del espíritu de paz y reconciliación que vive el país, hacemos un llamado a las autoridades locales para que, en lugar de reflejar la ceguera y la injusticia del Ministerio de Comunicaciones, nos abra un espacio para que nuestras opiniones sean escuchadas y se enteren de los procesos de fortalecimiento del tejido social que nuestras radios vienen realizando al interior de algunos corregimientos.

Como comunicadores rurales, populares y como habitantes del municipio de Pasto, agradecemos a los habitantes de nuestros corregimientos por el apoyo que hemos recibido e invitamos a la comunidad en general a que rodeen estos procesos, como el ejercicio de la libertad de expresión y legítimo derecho que tenemos todos los ciudadanos a informar, recibir información y fundar medios masivos de comunicación.

Emisoras:
Santa Bárbara Estéreo
Morenita Estéreo
Sonora Estéreo
Genoy Estéreo
La Voz Amiga
Pescca Estereo

Red de Comunicadores Populares, Indígenas y Campesinos del Municipio de Pasto.
Somos paz, uniendo voces con sentido comunitario y con licencia para educar.

San Juan de Pasto 12 de octubre de 2017.