Agencia Prensa Rural
Mapa del sitio
Suscríbete a servicioprensarural

Resguardo Indígena Cañamomo Lomaprieta en Riosucio, Caldas, recupera tierras
Resguardo Cañamomo Lomaprieta / Viernes 2 de marzo de 2007
 

El Cabildo del Resguardo Indígena de Cañamomo Lomaprieta, da a conocer que en las primeras horas del día viernes 2 de Marzo de 2007, los Grupos Protierra de las comunidades de Santa Ana y San Marcos pertenecientes al Resguardo Indígena de Cañamomo y Lomaprieta jurisdicción de los municipios de Riosucio y Supía Caldas, han decidido realizar por vías Legitimas y Comunitarias, la recuperación de la Finca Mandeval ubicada en la comunidad de Bajo Sevilla jurisdicción de nuestro Resguardo, por el Municipio de Supìa Caldas. Esta finca hace parte de las tierras que ancestralmente han pertenecido a la comunidad indígena del Resguardo y que por la acción violenta y fraudulenta ejercida desde la época colonial por invasores terratenientes, le fueron usurpadas a la comunidad indígena.

En los últimos años la propiedad de estas tierras ha sido alegada por colonos, comerciantes, narcotraficantes, usureros y otros, quienes adquirieron cuantiosos créditos con entidades bancarias dando como garantía dichas fincas. Los bancos al no obtener el cumplimiento de pago de estas obligaciones, han adelantado tramites judiciales en busca del cobro de las sumas adeudadas, siendo Megabanco la última entidad bancaria, de la cual tenemos conocimiento, que reclama derechos crediticios sobre la finca.

Históricamente las comunidades indígenas han mantenido una política de resistencia por la defensa de nuestro territorio ancestral que se ha acompañado de trámites legales y administrativos, para que el Estado reconozca la propiedad de estas tierras a favor de las comunidades indígenas. Como la política estatal del momento no favorece la disposición constitucional de la entrega de tierras para las comunidades indígenas, al no disponer de voluntad política ni de los recursos económicos suficientes para saneamiento de propiedades que pertenecen a nuestro resguardo, los grupos de recuperación de las tierras se han visto obligados a actuar por las vías Legitimas y Comunitarias.

Con esta acción los Grupos Protierra del Resguardo Cañamomo Lomaprieta, cumplen con el Mandato Ancestral contemplado en nuestro Plan de Vida que ordena la recuperación y defensa del territorio, ejerciendo la autoridad y la autonomía tradicional.

Finalmente dejamos constancia que el proceso de Recuperación de esta Tierra, se está adelantando de manera pacífica, respetuosa y civilista, tal como corresponde al comportamiento de los Pueblos Indígenas.

Invitamos a todas las organizaciones a solidarizarse moral y económicamente con esta justa lucha del pueblo indígena del Resguardo de Cañamomo y Lomaprieta.