Asociación Campesina del Catatumbo
:: Norte de Santander, Colombia ::
Mapa del sitio
Suscríbete a servicioprensarural

Declaración política del refugio humanitario del Catatumbo
Asociación Campesina del Catatumbo - Ascamcat / Miércoles 23 de julio de 2014
 

El 24 de junio de 2014, con la aprobación de 33 Juntas de Acción Comunal de la zona media, El Tarra, San Calixto, Hacarí, La Playa y Ábrego, se instaló el Refugio Humanitario en la vereda Mesitas en el municipio de Hacarí, el cual surgió como una iniciativa de paz, como un clamor del pueblo del Catatumbo que rechaza de manera contundente las violaciones a los derechos humanos e infracciones al derecho humanitario en su contra, como lo son: los bombardeos y ametrallamientos indiscriminados en contra de la población civil, las torturas, las detenciones arbitrarias y en general los abusos y las graves violaciones de derechos humanos que se vienen cometiendo por parte de los actores armados del conflicto interno, económico, político, social y armado que atraviesa nuestro país; ante lo cual, El Catatumbo exige que se respeten los derechos a la vida, la integridad física y psicológica, la libertad de tránsito, la dignidad, honra y bienes de todos sus habitantes, especialmente la zona media comprendida en los municipios de San Calixto, El Tarra, Hacarí, parte de la Playa y Abrego.

Los días 18 y 19 de julio del 2014, los campesinos y campesinas del Catatumbo, en compañía de diferentes organizaciones defensoras de Derechos Humanos, estudiantiles, sociales, políticas, populares, con presencia limitada de algunas Instituciones como la Defensoría del Pueblo y contando con el acompañamiento internacional, nos hemos dimos cita en la vereda Mesitas del municipio de Hacarí para participar en la mencionada acción humanitaria convocada por la Asociación Campesina del Catatumbo ASCAMCAT con el fin de dar a conocer la grave crisis humanitaria por la que atraviesa la región.

Por nuestra parte, los más de 3.000 participantes de la acción humanitaria, entre los cuales, contamos con delegaciones de los 10 municipios del CATATUMBO, de más de 100 Juntas de Acción Comunal, de 41 organizaciones sociales, de las autoridades locales como la de los alcaldes de San Calixto, Hacarí y el Tarra; además de los personeros municipales de Hacarí, El Tarra, Teorama y San Calixto organizados en la Asociación de Personeros del Catatumbo queremos expresar el producto de este espacio de trabajo y deliberación:

1. El Refugio Humanitario en la vereda Mesitas del municipio de Hacarí, es la exigencia de la población civil al Estado Colombiano a nivel nacional y regional del cumplimiento de los tratados internacionales en Derechos Humanos y de manera especial respeto a los principios de distinción, humanidad consagrados en el Derecho Internacional Humanitario, y que en el caso concreto el Estado Colombiano a través de sus fuerzas militares y de policía ha sido incapaz de garantizar. Se ha determinado que la Fuerza Pública no tiene ningún tipo de respeto por la población civil, violando de forma directa su mandato constitucional y por el contrario permanentemente estigmatiza, agrede, ataca y causa graves violaciones a los derechos a la vida, la integridad física, la libertad individual de los habitantes rurales.

2. Durante más de 26 días de encuentros, jornadas de denuncia, preocupaciones por bombardeos y ametrallamientos indiscriminados a menos de 200 metros del refugio, provocaciones por parte de algunos actores del conflicto, los sonidos de los fusiles en el marco de las acciones bélicas del actual conflicto armado, pudimos recepcionar y documentar un total de 244, hechos en su gran mayoría cometidos por agentes de la fuerza pública.

3. Las actuales negociaciones de Paz, entre las insurgencias de las FARC-EP y el Gobierno Nacional, y el reciente anuncio de inicio de los diálogos exploratorios con el ELN, nos llevan a exigir de manera inmediata El CESE BILATERAL DE HOSTILIDADES, y de acciones militares en contra de la población civil, las cuales deben ser el primer paso para la búsqueda de una Paz con Garantías y Justicia social. Nuestra región, clama de manera urgente el inicio de los diálogos de negociación con la guerrilla del Ejército Popular de Liberación EPL, al ser uno de los grupos insurgentes con presencia histórica en la región del Catatumbo.

4. Invitamos a las diversas organizaciones campesinas populares, étnicas y las diversas expresiones a construir el frente amplio por la paz con democracia y justicia social.

5. Nos sentimos consternados por los hechos ocurridos en la vereda Villa Nueva en el municipio de San Calixto, muy cerca al Refugio Humanitario; que producto de las acciones realizadas por miembros de la Policía Nacional a través de los ametrallamientos indiscriminados a una vivienda en la que residían tres familias, incluyendo 4 menores de edad, con allanamientos ilegales, en dicha acción también se efectúan capturas ilegales a dos de los afectados directamente, entre esos la persona que resultó herida, que posteriormente fueron puestos en libertad. Como común denominador los afectados de las acciones de criminalidad estatal ha tenido como principales víctimas a los niños y adolescentes de la región del Catatumbo.

6. Lo anterior evidencia la puesta práctica de una política sistemática y generalizada en la que los aparatos represivos del Estado y en particular la Fuerza Pública actúa como verdaderos ejércitos de ocupación en territorios de conflicto aplicando la nefasta política de tierra arrasada proscrita de del Derecho Internacional Humanitario.

Por todas estas razones el refugio humanitario, sus participantes y acompañantes EXIGIMOS al Gobierno Nacional, a las autoridades departamentales, regionales y a los organismos de investigación, control y vigilancia:

1. Garantizar de manera integral el retorno a nuestros lugares de origen, en condiciones dignas, para que en todo momento de respeten los derechos humanos de las personas afectadas y que hoy formamos parte del refugio humanitario.

2. Cesar de manera inmediata las infracciones al Derecho Internacional Humanitario, y velar por la protección a la población civil, enmarcado en los principios constitucionales amparados en el bloque de constitucionalidad exigiendo el debido respeto y el cumplimiento de los Convenios de Ginebra y sus Protocolos Adicionales y que no se siga utilizando a la población civil como escudo por parte de los diversos actores que hacen parte en conflicto armado interno que vive la región.

3. Que la Fiscalía y Procuraduría General de la Nación investiguen, individualicen y sancionen a los responsables de los hechos denunciados en la región; para que cese la ola de amenazas, persecuciones, señalamientos, homicidios, ejecuciones extrajudiciales, bombardeos y ametrallamientos indiscriminados y en general el terror que atenta contra la integridad física y psicológica de los y las campesinas del Catatumbo, principalmente los daños causados a los niños con el fin de superar la grave crisis humanitaria y que hechos como los acá denunciados no ocurran nunca más.

4. Que el Gobierno Nacional tome las medidas necesarias para garantizar el respeto a la vida, la integridad y demás derechos humanos de quienes optan por la organización social, en especial a los miembros y dirigentes de ASCAMCAT.

5. Se exige el CESE BILATERAL DE HOSTILIDADES y las acciones contra la población civil, recordando que la construcción de paz no pasa por la militarización del campo, sino por cambios estructurales que permitan garantizar los derechos fundamentales, económicos, sociales culturales y políticos de todos y todas las colombianas.

6. Exigimos se constituya la zona de reserva campesina en el Catatumbo, como figura importante para el desarrollo de la economía campesina y agraria especialmente en el polígono de Tibú, la cual ya ha surtido todos los trámites administrativos para ello.

7. Exigimos que por parte del Gobierno Nacional en conjunto con las organizaciones defensoras de derechos humanos, se realicen visitas periódicas en la región para verificar el cumplimiento de las reglas sobre DIH y el respeto y garantía de los DDHH.

8. Manifestamos nuestro apoyo a las conversaciones que se adelantan en la Mesa Única Nacional con la Cumbre Agraria, Étnica y Popular y el Gobierno Nacional y exigimos que se cumplan los acuerdos enmarcados en la mesa de garantías del Gobierno Nacional, a la vez que se permita y existan espacios para que las personas puedan movilizarse y manifestarse contra las agresiones hacia la comunidad campesina.

9. Exigimos al nuevo Congreso y en especial a la comisión de Derechos Humanos y Paz que convoque a un debate de control político sobre el comportamiento de la fuerza pública y sus efectos humanitarios en la región del Catatumbo.

Solicitamos a la Cumbre Agraria Étnica y Popular que convoque de manera urgente una comisión de verificación que cuente con la participación del Gobierno Nacional, departamental y municipal, los organismos de control y la Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos, con el fin de hacer un seguimiento permanente a la situación de derechos humanos y realizar acciones contundentes que eviten que se sigan presentando las graves violaciones de derechos humanos e infracciones al DIH.

Solicitamos al Sistema de Naciones Unidas verificación del comportamiento de la Fuerza Pública y seguimiento a la situación de DDHH y DIH en a región del Catatumbo.

Exigimos al Gobierno Nacional la reactivación inmediata de la mesa de interlocución de acuerdo del Catatumbo para los día 6 y 7 de agosto para abordar como primer punto en la interlocución la grave crisis humanitaria en el marco de los eventuales acuerdos sobre el tema de derechos humanos y garantías en transcurso de las negociaciones.

De acuerdo a lo anterior, nosotros los miembros de la Asociación Campesina del Catatumbo, ASCAMCAT y participantes del refugio humanitario, en conjunto con las organizaciones de derechos humanos, después de debatir y deliberar en días de intenso trabajo, anunciamos a la opinión pública, al Gobierno Nacional, a los garantes del proceso y demás sectores sociales y populares del país que el refugio humanitario hace una pausa, sin embargo, de mantenerse la crisis humanitaria y no cumplirse los compromisos y exigencias firmados por las autoridades locales y municipales se reactivaran las actividades del refugio. (Se anexan actas de compromisos y exigencias de autoridades locales al Gobierno Nacional)

VIVA LA REGIÓN DEL CATATUMBO

VIVA LA CUMBRE AGRARIA, ÉTNICA Y POPULAR

VIVA LA ZONA DE RESERVA CAMPESINA DEL CATATUMBO

NI CON BOMBAS NI CON BALAS AL CATATUMBO NO LO PARAN