Agencia Prensa Rural
Mapa del sitio
Suscríbete a servicioprensarural

Persecución a defensores de derechos humanos de Credhos
Barrancabermeja, Santander
 

La situación de derechos humanos en la región del Magdalena Medio continúa siendo difícil para los defensores de derechos humanos esto se ha evidenciado con los nuevos hechos de seguimiento ilegal, intimidación y amenazas de muerte en contra de integrantes de la Junta Directiva de Credhos.

La Corporación Regional para la Defensa de los Derechos Humanos -Credhos- denuncia los nuevos casos de amenaza y hostigamiento contra Wilfran Cadena Granado (Vicepresidente), Andrés Mauricio Ortiz Nieto (Secretario), Melkin Hernán Castrillón Peña (Vocal) y Ángel Miguel Conde Tapias (Vocal). Estos hechos ocurrieronn en el marco del control social que continúan ejerciendo los grupos paramilitares en Barrancabermeja y la violación constante a los derechos de los ciudadanos.

El pasado 25 de febrero fue amenazado mediante un panfleto el señor Ángel Miguel Conde Tapias, presidente de Sindicato de trabajadores de la Industria Agropecuaria –Sintrainagro- seccional Puente Sogamoso (Puerto Wilches) y vocal de la Junta Directiva de Credhos, en dicho panfleto es acusado de ser colaborador de la guerrilla del ELN y fue enviado por un grupo autodenominado Autodfensas Gaitanistas de Colombia, Córdoba y Urabá -Agccu-

Ángel Miguel Conde Tapias está siendo amenazado desde el año 2008 por las actividades que ha desarrollado y liderado en defensa de los derechos de los trabajadores de la industria palmera en el municipio de Puerto Wilches. Aseguró además que el asecho es constante, que ha notado la presencia de hombres armados merodeando su casa a altas horas de la noche, por lo que siente que su vida y la de su familia está en constante peligro.

El 28 de febrero del año en curso la comunidad del municipio de San Pablo (Bolívar) pidió acompañamiento de la corporación porque helicópteros de la Policía Nacional sobrevolaron las viviendas de las campesinos del corregimiento Cerro Azul generando temor entre la población pues sintieron vulnerados sus derechos. Por tal motivo el defensor de derechos humanos y secretario de la Junta Directiva de Credhos, Andrés Mauricio Ortiz Nieto, viajó al lugar en compañía de un mimbro de Brigadas Internacionales de Paz (PBI), en el puerto de dicho municipio se les acercaron dos hombres, uno de ellos le ofrece el servicio de moto y al negarse a usarlo el individuo de aspecto sospechoso respondió “Tenga cuidado que están matando gente por ahí”

Otro de los miembros de la Junta Directiva de Credhos que ha sido víctima de asecho contante es Melkin Hernán Castrillón Peña, quien también hace parte de la Junta Directiva de la Asociación Campesina del Valle del Rio Cimitarra -ACVC-. El pasado 11 de marzo cuando se encontraba en su lugar de residencia, su compañera sentimental asustada lo despierta y le dice que hay dos hombres alumbrando y mirando por el vidrio de la puerta y al ver que nadie salió decidieron retirarse. Pero el seguimiento contra el defensor de derechos humanos continuó al día siguiente jueves 12 de marzo cuando se encontraba con su familia almorzando en un restaurante, dos hombre desconocidos lo señalaron y empiezaron a murmurar, después hablaron con otros dos hombres de aspecto militar que se quedaron al frente del establecimiento. Esta situación es difícil para el defensor de derechos humanos y su familia, en especial su compañera que tiene tres meses de embarazo y se encuentra alterada y con miedo ante los acontecimientos.

Ese mismo jueves 12 de marzo también fue víctima de seguimiento y hostigamiento el Vicepresidente de la Junta Directiva de Credhos, Wilfran Cadena Granado. Según versiones de la compañera sentimental del defensor de derechos humanos, tres hombre armados se merodeaban su lugar de residencia, movilizándose en motocicletas de alto cilindraje, los vecinos cuando se percataron
de la presencia de los sujetos decidieron llamar al cuadrante de la policía y cuando los hombres se dieron cuenta de la llegada de los uniformados decidieron retirarse.

Siendo las 8:00 p.m. de la misma fecha Wilfran Cadena Granado recibió una llamada donde le advirtieron que “iban atentar contra su vida y se abriera de su casa”, ante esta situación se encuentra actualmente alojado en otro lugar por su seguridad y la de su familia.

La Corporación Regional para la Defensa de los Derechos Humanos, rechaza esta clase de hechos que atentan contra la vida y el trabajo que desempeñan los defensores de derechos humanos en la región. Estas acciones van encaminadas a desarticular, neutralizar y condicionar el trabajo de las organizaciones sociales y evidencian la falta de garantías por parte del Gobierno Nacional para desarrollar el trabajo de defensa de derechos humanos y garantizar la vida y la dignidad de todos los pobladores del Magdalena Medio.

Por todos los hechos denunciados se exige al Estado Colombiano dar cumplimiento real a los tratados firmados y ratificados ante la comunidad internacional en lo relacionado a brindar todas las garantías políticas y materiales de protección para el libre desarrollo de la loable labor desempeñada por los defensores fensoras de Derechos Humanos, en especial de los integrantes de Credhos.

Se le exige además a la Fiscalía General de la Nación adelantar las investigaciones necesarias para identificar, capturar y judicializar a los autores materiales e intelectuales de los constantes hechos de amenazas de muerte, hostigamiento, intimidación, seguimientos ilegales, robo de información confidencial y demás hechos criminales, de los cuales están siendo víctimas los miembros de la Corporación Credhos. Y a la Unidad Nacional de Protección U.N.P. asignar e implementar de manera eficaz las medidas materiales de protección necesarias para garantizar la vida en integridad física y sicológica de los miembros de la Corporación Credhos.