Agencia Prensa Rural
Mapa del sitio
Suscríbete a servicioprensarural

Herido de gravedad Jeremías Pequi, coordinador de derechos humanos de la vereda El Pedregal de Caloto
Se reporta un menor y otros adultos heridos
Corporación Justicia y Dignidad / Miércoles 23 de noviembre de 2011
 

No valieron las suplicas que desde tempranas horas de hoy 22 noviembre hiciera la comunidad a las autoridades civiles y militares, principalmente a la Canciller Dra. MARIA ANGELA HOLGUIN, para que su intervención ante el Ejército Nacional, evitara la provocación de enfrentamientos en las zonas pobladas del municipio de Caloto, tal como lo dispuso la comisión Interamericana de Derechos Humanos, CIDH, en las medidas cautelares MC-97-10.

Infortunadamente ante los oídos sordos de las autoridades tenemos que reportar las graves heridas sufridas en la cabeza, cuerpo y piernas por el Coordinador de DDHH de la Vereda El Pedregal, Jeremias Pequi, quien se encontraba en su propia vivienda en momentos en que se registran enfrentamientos en el sector. En vista a que no hubo una ambulancia que prestara el servicio humanitario, el herido tuvo que ser traslado en un vehículo particular, el cual fue retenido por el ejército al momento de ser trasladado al Hospital.

Igualmente en la parte baja de la Vereda El Pedregal, en límites con la Vereda Pajarito se reportan al momento un menor y otros adultos civiles heridos en los enfrentamientos.

En razón al incumplimiento por parte de la Cancillería Colombiana, de la Sentencia de Tutela de 26 de octubre de 2011 del Tribunal Contencioso Administrativo del Valle del Cauca, que TUTELÓ los derechos fundamentales a la vida, a la integridad personal, a la seguridad, al debido proceso de las 179 familias de las veredas El Vergel y El Pedregal del municipio de Caloto Cauca, los beneficiarios de las medidas cautelares de la CIDH, instauraron orden de desacato contra la responsable de la Cartera de Exteriores de Colombia.
El Tribunal ordenó al Ministerio de Relaciones Exteriores concertar acciones inmediatas para el cumplimiento de las medidas y realizar un seguimiento continuo y eficaz sobre las mismas por parte de las entidades estatales competentes para su cumplimiento.

Asimismo conminó al Ministerio de Defensa- Ejercito Nacional a prestar la colaboración necesaria en atención a las medidas cautelares en los términos establecidos por la CIDH, es decir “que impida que continúen teniendo lugar enfrentamientos armados que pongan en riesgo la vida de la población civil de la zona.”

http://www.cidh.oas.org/Comunicados/Spanish/2011/10-11sp.htm

Las autoridades civiles ni militares han dado cumplimiento a las órdenes judiciales.