Agencia Prensa Rural
Mapa del sitio
Suscríbete a servicioprensarural

Video
Ganaderos y esmeralderos financiaron masacre de Mapirapán
Noticias Uno / Lunes 23 de enero de 2012
 

Esta vez los desmovilizados paramilitares Monoleche, El Alemán, Don Mario, Care Cuchillo, Pedro Bonito y Jorge Pirata, entre otros, contaron los pormenores de la planeación de la incursión de los paramilitares en los Llanos orientales y la masacre de Mapiripán y las reuniones que para tal fin realizaron los hermanos Carlos y Vicente Castaño en fincas de Medellín, Vichada, Meta y Casanare.

Raul Hazbun le dijo a la Fiscalía que de la operación se enteró con 8 meses de anticipación.

Una de las reuniones se realizó en la hacienda Montecasino, en Medellín, donde según las versiones Vicente Castaño se reunió con varios ganaderos que se encargaron de financiar la operación.

“A la cual asisten el señor BENIGNO SANTA MARÍA y un señor de apodo DINURA, un señor llamado NESTOR LOPEZ, llamado El ENANO; JAIME PARRA Y YESID NIETO (…) para que se comprometieran en aportar unos dineros, esos dineros eran de a 50 millones”.

En otro de los apartes de la versión revelaron que Martín Llanos participó en una reunión donde se estudió el sitio donde debían aterrizar los aviones.

“Posteriormente se hace otra reunión en un sitio llamado LOS MANGOS, me dice DUMAR que se llama así ya con los Buitreros, con Martín (…) ya sobre el mapa de la región miramos a ver que, MARTIN dijo que ofrecía una parte plana en la sabana para la llegada de los aviones”.

Finalmente los paramilitares decidieron aterrizar directamente en San José del Guaviare. Para el embarque de las tropas en el Urabá antioqueño, los paramilitares también contaron con el apoyo de la Policía en Necoclí, que para ese efecto acordaron no patrullar mientras pasaban los buses con destino al aeropuerto Los Cedros, también vigilado por la Policía.

Esta semana la Fiscalía compulsará copias para investigar por la masacre de Mapiripán a los ganaderos, esmeralderos, políticos, policías y militares que también participaron de la incursión en julio de 1997.